sábado, 5 de diciembre de 2009

Alonso Fernández de Lugo Capitulo - I




Alonso Fernández de Lugo
Capitulo I

       Alonso Fernández de lugo nació en sanlúcar de barrameda un pueblo de la provincia de cádiz, andalucía, (España) durante el reinado de los reyes católicos. su paso por canarias significó formar parte de la historia negra del archipiélago pues con él llegó a canarias el robo, el expolio y el saqueo así como la perdida de libertad del pueblo guanche. 



El marcador "a" indica cádiz



        Se alistó en la marina española y en 1493 solicitó, a los reyes católicos, el titulo de Adelantado y el permiso para explorar y conquistar tenerife el cual le fue concedido así como el de capitán general de las costas de Africa.  un adelantado era un oficial de la Corona de Castilla que tenía competencias judiciales y gubernamentales sobre un territorio  determinado.  

      Cuenta el estudioso e historiador Núñez de la Peña:


«Conseguida esta merced por Dn. Alonso Fernández de Lugo, habló a algunos caballeros poderosos de España si querían ayudarle en la conquista, que partiría con ellos de las presas de ganado y cautivos que se hiciese y entrarían en parte según el caudal con que cada uno entrase»

      De esta forma, con promesas de regalar tierras y saqueo, conseguiría formar un gran ejercito que saldría desde cádiz para invadir y conquistar las islas de tamarán (actual gran canaria), benahoare (actual la palma)  y achinech (actual tenerife), para anexionarlas a la corona de Castilla.






      Continua Núñez de la Peña:

"... A la fama de la conquista se alistaron muchos soldados y se allegaron muchos nobles sin interés de paga y deudos suyos; y algunos que tenían parientes de los primeros conquistadores que habían ido a Lanzarote y Fuerteventura y demás islas con Bethencourt. Pasaron el general y sus capitanes y soldados a Cádiz, en donde estaban prevenidos dos navíos para el viaje.   Salieron del puerto y aportaron a la isla de Gran Canaria; y dando cuenta a las demás islas conquistadas para si le querían ayudar, algunos vinieron en su compañía con mucha voluntad de que todas las islas estuviesen de católicos y a la obediencia de los Reyes de Castilla."


«Hernando del Hoyo, paje de su Majestad, le ayudó con cantidad de dinero y hicieron escritura de compañía y otras personas. Con estos y más que el general tenía del valor de un ingenio de azúcar que en Canaria había vendido, compró bastimentos y armas, y puso cuatro banderas en Sevilla para ajuntar gente. A la fama de la conquista se alistaron muchos soldados y se allegaron muchos nobles sin interés de paga y deudos suyos; y algunos que tenían parientes de los primeros conquistadores que habían ido a Lanzarote y Fuerteventura y demás islas con Bethencourt» 
      
      Leandro Serra y Moratín, historiador canario, escribió:


«A principios de 1494 llegó a Canaria Dn. Alonso Fernández de Lugo con la mayor parte de las tropas que le habían acompañado en la conquista de la isla de La Palma, y una vez en el Real de las Palmas trató de alistar nuevos soldados a sus banderas, con objeto de pasar a Tenerife con una fuerte expedición, para lo que vendió algunos bienes que le quedaban en Galdar; y auxiliado de Lope Hernández de la Guerra, Hernando de Trujillo, Jerónimo Valdés, Andrés Suárez Gallitano, Pedro de Vergara y Solórzano del Hoyo, reunió seis compañías de infantería española con unos 600 hombres, cuatro de naturales de las otras islas conquistadas con unas 400 plazas, incluyendo los 70 canarios de la parentela de Dn. Fernando Guanarteme y ciento y pico de hombres, formando un total de 1.000 infantes y 125 jinetes, incluidos los jefes»

 «Lista la expedición y embarcados hombres, víveres, caballos y armas, en 15 bajeles se dio a la vela para Tenerife el viernes 30 de Abril a las 4 de la tarde. Al amanecer del siguiente día, 1º de Mayo de 1494, la flota española se encontraba frente a los montes de Anaga, dando fondo a las 6 de la mañana en la rada de Añaza»
       Abreu y Galindo cuenta lo siguiente:


      "... Después que fue conquistada la isla de La Palma, como está dicho, por Alonso de Lugo, luego determinó venir a Tenerife con casi mil soldados que se hallaban bien aderezados; y con ellos se embarcó y vino a la isla de Tenerife, dejando buena guarnición en La Palma, y vino a tomar puerto en Santa Cruz, tres días de mayo, año de 1494. Llamábase este puerto Añazo; y púsole nombre Santa Cruz, por haber tomado el puerto en aquel día"


    
      EL DÍA 3 DE MAYO Fernández de Lugo desembarcó en la playa de Añaza, o Añazo, justo en lo que hoy es la desembocadura del Barranco de Santos.  Alonso enterró la cruz en el suelo y tomó posesión de la isla en nombre de los Reyes Católicos. Mientras tanto, sigilosos, los guanches lo observaban todo desde lejos y vieron cómo comenzaron la construcción de un fuerte para una posible defensa muy cerca de la actual plaza de san telmo. 




      Ese dia comenzó, "oficialmente", la invasión de la isla de Achinech (Tenerife).  actualmente, los descendientes de esos extranjeros siguen conmemorando ese día 3 de mayo, como la festividad de "el día de la cruz".  A la bandera que trajeron del Reino de Castilla se la conoce actualmente como "el pendón de la conquista". un artículo muy interesante sobre "el pendón" lo publicaron en el diario "canarias 7"  y que transcribo a continuación:















La Laguna recupera el Pendón


      La Laguna sacará otra vez en procesión el pendón que en 2003 eliminó de todos sus festejos. La decisión de reincorporarlo a los actos cívicos viene dada por el error histórico de confundirlo con el Pendón de la Conquista, cuando se trata de un estandarte real, dicen los historiadores, sin connotación bélica alguna.












      El pleno del Ayuntamiento de La Laguna acordó el ocho de julio de 2004 retirar el entonces Pendón de la Conquista de todos los festejos en los que tradicionalmente salía en procesión. Dos años y cinco días después los mismos concejales que votaron la retirada de la vilipendiada y hasta odiada enseña han decidido reincorporar a los actos cívico-militares de la ciudad.
      En este tiempo los expertos han llegado a la conclusión de que el paseado Pendón de la Conquista no representa el aniquilamiento de los aborígenes guanches por el adelantado Alonso Fernández de Lugo en la vega de Aguere, sino que se trata de un estandarte histórico del Reino de Castilla que llega a la ciudad ocho años después de la conquista de Tenerife. Pero, además, el vilipendiado Pendón es una reliquia de tal relevancia histórica que la Comisión de Patrimonio Histórico del Cabildo de Tenerife ya ha recomendado al Gobierno de Canarias su declaración como Bien de Interés Cultural (BIC).
      Historiadores como Eliseo Izquierdo, presidente de la Academia Canaria de Bellas Artes y miembro del Consejo de Patrimonio de Canarias y de la Comisión de Patrimonio Histórico del Cabildo de Tenerife, aseguran que el estandarte de La Laguna es «una reliquia que no tiene nada que ver con un acto bélico; fue bandera de la Isla y se tremolaba cada vez que se reunía el concejo de la Isla», dice Izquierda.
Ciudadanos
      La moción del grupo Popular (PP) gracias a la que el pleno municipal unánimemente devuelve el Pendón a las calles de La Laguna no sólo se hace eco de la importancia histórica de la enseña, que data del año 1505, sino también de las reclamaciones de la Asociación en Defensa de La Laguna, que preside Julio Torres, y que se constituyó justo el día que el Ayuntamiento prohibió el Pendón.

      El ahora Pendón Real saldrá en procesión cívico-militar el 27 de este mes, día en que se conmemora el 509 aniversario de la fundación de La Laguna, y en la procesión del Cristo el 14 de septiembre. El pleno ha tenido especial detalle con las alrededor de 2.000 personas que han firmado un documento reclamando que el Pendón Real esté presente «en una fiesta con representación real como el Cristo de La Laguna».

      Esas dos fechas fueron durante años objeto de protestas durante años por los grupos independentistas que rechazaban que se sacara el procesión el Pendón de la Conquista. Los importantes altercados que se producían llevaron al Ayuntamiento a no sacar el estandarte. En 2005 protestaron los que reclamaban que el Pendón siguiera saliendo en procesión. El próximo jueves se podrá comprobar si en dos años los independentistas ya no ven en el estandarte lagunero el Pendón de la Conquista.

Dos años en una vitrina
      Expuesto. El ahora Pendón Real ha estado dos años sin salir a la calle, expuesto en una vitrina en el Ayuntamiento de La Laguna.
      Escudo. En 2004 y 2005 se sacó en la procesión de San Cristóbal, el 27 de julio, y del Cristo el escudo de la ciudad
      Historia. La historia y los nostálgicos han hecho que los mismos concejales que prohibieron el Pendón ahora lo aprueben.



      Con los extrajeros venía el guanarteme Tenesor Semidán de la isla de Tamarán (Gran Canaria).  Tenesor había sido bautizado con el nombre de Fernándo de Guanarteme  y había accedido a acompañarlos para así parlamentar con los menceyes de Achinech. eso demuestra que existió un idioma común a todos los antiguos canarios. 







CONTINUARÁ









.

.

1 comentario:

Zuhaizpe dijo...

No tengo comentarios. Solo puedo decir que me siento avergonzado.